Me casé con un boludo (2016)

Fabián Brando, el actor más famoso de Argentina, quiere que, para su nueva película, se contrate a una actriz desconocida. La elegida es Florencia Córmik, con la que comenzarán una historia de amor. Después de casarse, ella descubre que su marido es un idiota irrecuperable.

Florencia Córmik (Valeria Bertuccelli) es una actriz prácticamente desconocida que consigue un papel en la próxima película de Fabián Brando (Adrián Suar), la gran estrella de su país. Durante el rodaje, surge entre ellos un apasionado romance que, en tiempo récord, termina en matrimonio. Pero una vez pase la boda, Florencia se dará cuenta de que se ha enamorado de un personaje, y que su marido es en realidad un auténtico patán. Cuando Fabián descubra lo que opina su mujer, ideará un plan con la ayuda de su guionista de confianza.

Valoración: 5,500.

Me casé con un boludo (2016)

FICHA

Título Original: Me casé con un boludo.
Director: Juan Taratuto.
Guionista: Pablo Solarz.
Reparto: Valeria Bertuccelli, Adrián Suar, Gerardo Romano, María Alche, Norman Briski, Marina Bellati, Alan Sabbagh, Marcelo Subiotto, Analía Couceyro, Diego Benedetto.
Productores: Alejandro Cacetta, Juan Pablo Galli, Adrián Suar, Juan Vera.
Música: Dario Eskenazi.
Fotografía: Julián Apezteguia.
Montaje: Pablo Barbieri Carrera.
País Participante: Argentina.
Año de Producción: 2016.
Duración: 110 minutos.
Calificación por Edades: Apta para todos los públicos.
Género: Comedia, Romántica.
Estreno (España): 26 de mayo de 2017.
DVD (Venta): 24 de octubre de 2017.
Distribuidora (España): A Contracorriente Films.
Espectadores (España): 44.513.
Recaudación (España): 270.103,11 €.
Popularidad: 30 / 38.

Me casé con un boludo (2016)

CRÍTICA

26-05-2017 – JOSU EGUREN

Atrapado en el personaje

Digamos que ocurre en una de cada tres relaciones al borde del abismo, cuando la mitad débil de la pareja siente que le van a dar patada se esmera en interpretar un rol complaciente con todos los gustos y exigencias de la que ya es virtualmente su expareja, aunque tarde o temprano es más que probable que el engaño salte por los aires de una manera trágica. Las excepciones se cuentan con los dedos de una mano -con la complicidad de Cyrano de Bergerac, Christian de Neuvillette estiró la farsa hasta catorce años después de muerto- pero no son pocas las comedias románticas que han encontrado un nicho en este modus operandi para producir sainetes de ida y vuelta como el que nos ocupa.

Con los mismos ingredientes que le sirvieron para cocinar el éxito de “Un novio para mi mujer” (2008) -intérpretes principales, productores, género y guionista- el argentino Juan Taratuto construye una tramoya meta cinematográfica alrededor del flechazo entre una estrella verbosa y egomaniaca y una actriz sin talento y frágil de autoestima. El encuentro culmina en una boda apresurada pero la luna de miel deja en evidencia una incompatibilidad de caracteres que empieza y termina en la infinita boludez que adorna cada comentario de un hombre atrapado en un personaje del que trata de escapar con la ayuda de un guionista.

Hasta aquí llega la influencia de Edmond de Rostand sobre el texto de una película que hace un guiño inteligentísimo, por inesperado, al “Vértigo” de Alfred Hitchcock. Lo que resta son gags situacionales, una cucharada de humor absurdo y el empeño con el que Adrián Suar y Valeria Bertuccelli defienden unos diálogos en los que se lee una invitación permanente a un hipotético remake protagonizado por Daniel Auteuil y Virginie Efira.

Personal Shopper (2016)

Maureen es una estadounidense que se traslada a París para entrar en contacto con el espíritu de su fallecido hermano mellizo. En la capital francesa consigue un curioso trabajo: encargarse del armario de una ‘celebrity’.

Maureen (Kristen Stewart) es una joven estadounidense que trabaja en París como asistenta personal de una celebridad. A pesar de visitar las tiendas más exclusivas, no está satisfecha con su trabajo, aunque es el único medio para ganarse la vida mientras espera que suceda lo que ha ido a buscar: una manifestación del espíritu de Lewis, su hermano gemelo que ha fallecido en extrañas circunstancias. Sus plegarias parecerán ser escuchadas cuando empiece a recibir en su móvil una serie de extraños mensajes anónimos.

Valoración: 6,000.

Personal Shopper (2016)

FICHA

Título Original: Personal Shopper.
Director: Olivier Assayas.
Guionista: Olivier Assayas.
Reparto: Anders Danielsen Lie, Kristen Stewart, Lars Eidinger, Sigrid Bouaziz, Ty Olwin, Hammou Graïa, Benjamin Biolay, Nora von Waldstätten, Audrey Bonnet.
Productor: Charles Gillibert.
Musica:
Fotografía: Yorick Le Saux.
Montaje: Marion Monnier.
Países Participantes: Francia, Alemania.
Año de Producción: 2016.
Duración: 105 minutos.
Calificación por Edades: No recomendada para menores de 12 años.
Género: Drama, Fantástica, Suspense.
Estreno (España): 19 de mayo de 2017.
DVD (Venta): 13 de septiembre de 2017.
Distribuidora (España): La Aventura.
Espectadores (España): 29.027.
Recaudación (España): 168.060,34 €.
Popularidad: 22 / 37.

Personal Shopper (2016)

CRÍTICA

25-05-2017 – ANTON MERIKAETXEBARRIA

Fantasmada

Lo visible y lo invisible tienen un significado especial en “Personal Shopper”, confusa película del cineasta francés Olivier Assayas, protagonizada por una joven americana, aislada en París, tras la reciente muerte de su hermano mellizo. Esta expatriada, aspirante a medium, chapotea en la tira de situaciones insólitas, en las que, como era de prever, intervienen los fantasmas del pasado. Asimismo cobran excesiva importancia los mensajes a través de los teléfonos móviles, al tiempo que el director sugiere cada momento emocional con un gesto, una nota musical o un gratuito movimiento de cámara.

Son muy liosas las reflexiones sobre nuestro tiempo que desgrana la película, descritas con imágenes más frías que un carámbano, representativas en cierto modo de un clima de desolada fantasmagoría. Es cierto que no faltan las alusiones al materialismo imperante en el mundo actual, donde tener es más importante que ser. Sin embargo, la banalidad, el lujo y la ambigüedad moral con la que están expresadas carecen de entidad. De hecho, los personajes son almas en pena conforme se abisman en sus pensamientos, en sus deseos insatisfechos, en sus búsquedas intimistas al observar su propio dolor.

Es evidente que el supuesto argumento de “Personal Shopper” se pierde entre la maraña de acontecimientos que se nos avecina. Lo cual da paso a un filme muy pretencioso a la hora de llevar a cabo un espectral relato contemporáneo. Una época repleta de fantasmones como los que desfilan por la película del autor de “Después de mayo” (2012). Una desnortada época donde el ruido, la palabrería y la mendacidad resultan abrumadoras. Porque, lamentablemente, uno echa en falta el silencio, la quietud, la lentitud propia de un paseante solitario como Robert Walser, cuando escribía: «Los ojos transmiten ideas, por eso los cierro de vez en cuando, a fin de no verme obligado a pensar».

No sé decir adiós (2017)

Carla recibe una llamada inesperada de su hermana Blanca: su padre, José Luis, tiene una enfermedad terminal. Aunque los médicos le dan pocos meses de vida, Carla se niega a aceptarlo y decide trasladarlo a Barcelona.

Carla (Nathalie Poza) recibe la llamada de su hermana, que le informa de que su padre, con el que lleva tiempo sin hablar, está enfermo. Ese mismo día, coge un vuelo hacia Almería, donde creció, para visitarlo. Allí, los médicos le comunican que le quedan pocos meses de vida, por lo que Carla, que se niega a aceptarlo, decide llevarse a su padre a Barcelona para que sea tratado. Ambos intentarán escapar de la cruda realidad, y en esa misma huida será donde encontrarán la reconciliación y la forma de despedirse.

Valoración: 5,465.

No sé decir adiós (2017)

FICHA

Título Original: No sé decir adiós.
Director: Lino Escalera.
Guionista: Pablo Remón.
Reparto: Juan Diego, Lola Dueñas, Nathalie Poza, Pau Durà, Miki Esparbé, Oriol Pla, Emilio Palacios, Marc Martínez, Noa Fontanals, Greta Fernández, Pere Brasó.
Productor: Damián París.
Musica: Pablo Trujillo.
Fotografía: Santiago Racaj.
Montaje: Miguel Doblado.
País Participante: España.
Año de Producción: 2017.
Duración: 96 minutos.
Calificación por Edades: No recomendada para menores de 12 años.
Género: Drama, Comedia.
Estreno (España): 19 de mayo de 2017.
DVD (Venta): 21 de noviembre de 2017.
Distribuidora (España): Super 8.
Espectadores (España): 14.721.
Recaudación (España): 80.905,02 €.
Popularidad: 30 / 36.

No sé decir adiós (2017)

CRÍTICA

24-05-2017 – JOSU EGUREN

Cosas que nunca te dije

Si es cuestión de debutar, mejor hacerlo parapetándose tras un muro tan sólido como el que forman Juan Diego, Lola Dueñas y Nathalie Poza (premio a la mejor actriz en el Festival de Málaga), piedra, cemento y arena de una ópera prima que se asienta sobre los lugares comunes del drama en torno a enfermedades terminales y viejos rencores enquistados para profundizar en la soledad donde habitan sus personajes.

Partiendo de un guion coescrito junto a Pablo Remón (que dio forma a los textos base de “Cinco metros cuadrados” y “Casual Day”), Lino Escalera oficia una ceremonia prefuneraria que reúne los restos de una familia en estado de descomposición. Las cosas que nunca se dijeron, y que ya no pueden ser dichas, la amargura y algunos reproches silenciados en el borde del paladar son la argamasa de un viaje de despedida en el que la protagonista trata de ponerse en orden con un padre moribundo y los recuerdos de una adolescencia de la que huyó sin casi decir adiós.

A la película le sobrevuela el fantasma de un cáncer del que apenas se habla pero que hace metástasis en el alma de una mujer que hace lo imposible para no asumir lo inevitable, y así es como “No sé decir adiós” toma la carretera para transformarse en una road movie que metaboliza incómodas pinceladas de humor negro a partir del dolor.

Exprimiendo las posibilidades de una sencilla puesta en escena que hace brotar la tensión de un simple roce de miradas sin palabras, Lino Escalera se hace testigo de un viaje a las puertas de la muerte que invita a pensar en la posibilidad de una nueva vida más allá del contundente fundido en negro que marca el final.

Espléndido el trío, pero no menos notable un director que indica su presencia con sutileza y siempre conocedor de sus limitaciones.

Dancer (2016)

Sergei Polunin es uno de los bailarines más icónicos del mundo. De origen ucraniano, comenzó a entrenarse a los cuatro años, cuando entró en una academia de gimnasia. A los 18, fue reconocido como el bailarín británico más joven.

Con una fuerza y aplomo inusitada para un joven de 22 años, Sergei Polunin rompió el techo de la danza al convertirse en el primer bailarín más joven de la historia del Royal Ballet de Londres. En la cúspide de su carrera, pero también al borde de la autodestrucción, Sergei decidió abandonar en el momento que su talento se tornó en una pesada carga. En este documental se analiza la figura del hombre que consiguió, con su carisma, hacer viral algo tan aparentemente elitista como la danza clásica.

Valoración: 6,660.

Dancer (2016)

FICHA

Título Original: Dancer.
Director: Steven Cantor.
Guionista: Steven Cantor.
Reparto: Documental.
Productor: Gabrielle Tana.
Musica: Ilan Eshkeri.
Fotografía: Mark Wolf.
Montaje: Federico Rosenzvit.
Países Participantes: Reino Unido, Estados Unidos, Rusia, Ucrania.
Año de Producción: 2016.
Duración: 85 minutos.
Calificación por Edades: No recomendada para menores de 7 años.
Género: Documental, Biográfica, Musical.
Estreno (España): 19 de mayo de 2017.
DVD (Venta): 19 de septiembre de 2017.
Distribuidora (España): Karma Films.
Espectadores (España): 6.563.
Recaudación (España): 42.009,15 €.

Dancer (2016)

CRÍTICA

23-05-2017 – ANTON MERIKAETXEBARRIA

Bailar en la oscuridad

No hace falta ser un admirador de la danza clásica, de ballets como ‘Giselle’ o ‘El lago de los cisnes’ para gozar con este recomendable documental, protagonizado por el enigmático bailarín ucraniano Sergei Polunin, triunfador a una edad muy temprana. Una especie de niño-prodigio, digno sucesor del genial bailarín ruso Rudolf Nureyev, al que los problemas familiares, una vida desordenada, la engañosa fama y los delirios de grandeza acabaron jugándole una mala pasada. Un artista de cuerpo entero, cuya biografía termina con tan sólo 27 años.

“Dancer” se centra en el descenso a los infiernos de este jovencísimo talento, al que vemos desde su más tierna infancia, hasta su vida en Kiev junto a su madre, su llegada a Londres y su ingreso en el prestigioso Royal Ballet, convirtiéndose con 19 primaveras en el primer bailarín más joven del instituto. Los tatuajes que luce tienen asimismo mucho que decir sobre su rebeldía, su personalidad autodestructiva, sus demonios interiores, su devastadora pasión amorosa por la bailarina Natasha y el consumo de drogas, hasta el punto de conducirle al borde del abismo, hoy en día felizmente superado.

Dicen que el primer impulso artístico del hombre debió ser la danza, que en su primera percepción de la belleza del mundo sintió el hombre agitarse dentro de sí todo el misterio de la vida. De manera que esa vida que bulle en las entrañas de los seres humanos exige convertirse en arte. Tras su doloroso calvario, este fantástico bailarín sigue creando insuperables coreografías, ya en paz consigo mismo, seguro de que el que no lleva la belleza dentro de su alma no la encontrará en ninguna parte. En fin, soy poca cosa en un mundo tan grande; pero, desde luego, Sergei Polunin es de los míos, pertenece a esa raza de valientes, de artistas convencidos de que sólo vale la pena lo que se consigue con sacrificio.

El caso Sloane (2016)

Elizabeth Sloane es una estratega política cuya única aspiración es ganar. Sloane pretende liderar una campaña para conseguir una legislación que regule la industria armamentística.

En las altas esferas del mundo político y empresarial, Elizabeth Sloane (Jessica Chastain) tiene una reputación intachable. Sloane trabaja para un lobby armamentístico, donde se encarga de intentar evitar que salga adelante una legislación a favor del control de armas en Washington DC. De gran astucia y con una carrera llena de éxitos, siempre ha sido capaz de hacer cualquier cosa para ganar, pero cuando se enfrente al oponente más poderoso, se dará cuenta de que la victoria puede tener un precio demasiado alto.

Valoración: 6,572.

El caso Sloane (2016)

FICHA

Título Original: Miss Sloane.
Director: John Madden.
Guionista: Jonathan Perera.
Reparto: John Lithgow, Mark Strong, Jessica Chastain, Gugu Mbatha-Raw, Michael Stuhlbarg, Douglas Smith, Alison Pill, Sam Waterston, Jake Lacy, Christine Baranski.
Productores: Ben Browning, Kris Thykier, Ariel Zeitoun.
Musica: Max Richter.
Fotografía: Sebastian Blenkov.
Montaje: Alexander Berner.
Países Participantes: Estados Unidos, Francia.
Año de Producción: 2016.
Duración: 132 minutos.
Calificación por Edades: No recomendada para menores de 12 años.
Género: Drama, Suspense.
Estreno (España): 19 de mayo de 2017.
DVD (Venta): 20 de septiembre de 2017.
Distribuidora (España): eOne Films Spain.
Espectadores (España): 174.172.
Recaudación (España): 1.031.037,00 €.

El caso Sloane (2016)

CRÍTICA

22-05-2017 – JOSU EGUREN

Al servicio de una obsesión

En una comida de negocios donde se discuten las posibles acciones orientadas a minar la imagen y la reputación del personaje al que interpreta Jessica Chastain, su antigua mano derecha y ahora rival en una guerra entre revisionistas de la Segunda Enmienda de la Constitución de los Estados Unidos (la que protege el derecho del pueblo estadounidense a poseer y portar armas) y el lobby armamentístico, sentencia: «Es imprevisible».

De esa imprevisibilidad calculada es de la que se alimenta un guion rendido a su protagonista, una pantera en los pasillos del Capitolio, maestra en el arte de presionar a jueces y legisladores, que en un giro inesperado a su carrera profesional decide cambiar de bando para unirse a una pequeña firma que defiende una ley para el control de armas cuya efectividad es más estética que realmente práctica. Lo que está en juego es determinar si el despertar de esa nueva conciencia obedece a un impulso moral, o si por el contrario es el último recurso al que se aferra una mujer adicta a los psicoestimulantes que ha sacrificado su vida personal para aliviar su obsesión por las victorias imposibles.

En una lucha a cara de perro, donde la ética es orillada por el chantaje, el espionaje y la manipulación mediática, Elizabeth Sloane dicta las normas de una estrategia que escapa a su control generando en el espectador una fuerte tensión entre la hosquedad del personaje y la simpatía por una causa justa. Haciéndose fuerte en unos diálogos de inspiración sorkinana (en el reparto también destacan dos caras muy conocidas para quienes añoren “The Newsroom”), John Madden desmadeja un gélido thriller político que hace bueno el polémico twist final de “Testigo de cargo” con un postrer golpe de efecto que pone en solfa su propio discurso.

Richard, la cigüeña (2017)

Richard es un pequeño gorrión que ha sido adoptado por una familia de cigüeñas y está convencido de ser una de ellas. Los problemas surgen cuando sus parientes le abandonan porque no puede emigrar a África.

Richard es un joven gorrión huérfano que, desde que nació, se ha criado entre cigüeñas. Tanto ha aprendido de estas aves, que ha llegado a creerse una de ellas. Pero ahora llega el invierno, y las cigüeñas deben emigrar a África, un viaje que Richard no podría soportar. Pero Richard no está dispuesto a darse por vencido, e iniciará por su propia cuenta un viaje hacia el sur repleto de aventuras y peligros en el que le acompañarán un excéntrico búho y un periquito que se cree un cantante famoso.

Valoración: 6,050.

Richard, la cigüeña (2017)

FICHA

Título Original: Richard the Stork.
Directores: Toby Genkel, Reza Memari.
Guionista: Reza Memari.
Reparto: Animación.
Productor: Kristine Knudsen.
Musica: Éric Neveux.
Fotografía: Animación.
Montaje: Reza Memari.
Países Participantes: Luxemburgo, Alemania, Bélgica, Estados Unidos, Noruega.
Año de Producción: 2017.
Duración: 85 minutos.
Calificación por Edades: Apta para todos los públicos.
Género: Animación, Aventuras, Infantil.
Estreno (España): 12 de mayo de 2017.
DVD (Venta): 4 de octubre de 2017.
Distribuidora (España): Flins y Pinículas.
Espectadores (España): 79.678.
Recaudación (España): 440.379,65 €.

Richard, la cigüeña (2017)

CRÍTICA

21-05-2017 – ANTON MERIKAETXEBARRIA

Alas de gorrión

Luxemburgo se suma a la moda del cine de animación con esta simpática “Richard, la cigüeña” que, aunque protagonizada por un pequeño gorrión, un pajarillo que fue adoptado en su día por una acogedora cigüeña, es dicha familia de aves migratorias la que proporciona el título a la cinta. Intervienen asimismo toda una serie de pintorescos animalitos, incluído un búho estrafalario, así como diversos murciélagos, palomas mensajeras adictas a Internet y malévolos cuervos, conforme Richard se dispone a seguir a su familia hasta el corazón de África.

Sin ser nada del otro jueves, es considerable la calidad de los dibujos animados a la hora de dotar de encanto temático y colorido visual a la fábula, sazonada de fuertes acentos nórdicos. En ese sentido, llama la atención que la familia del gorrión protagonista tenga su nido en lo más alto de la estatua de un imponente monarca germánico. En cualquier caso, los ribetes históricos, culturales y antropológicos europeos no tienen especial relevancia en el desarrollo de esta historieta, amable donde las haya, trufada de un inocente sentido del humor.

Creo que si siguen estando tan vivos cuentos como el descrito en “Richard, la cigüeña”, es porque entraña una situación de peligro afrontada por el citado pajarillo con ingenuidad y valentía. Porque, cuando dicha criatura se pone en camino, sabe que debe atravesar incontables riesgos, pero no siente miedo. Por otra parte, en la cinta predomina el deseo de escapatoria, el disfrute de perderse por el camino más largo, porque Richard no tiene ganas de regresar al lugar donde perdió a sus queridos progenitores, devorados por una fiera corrupia. Sin duda, los chiquitajos se identificarán en el acto con su protagonista y disfrutarán de lo lindo con sus arriesgadas peripecias, seducidos por el túnel incógnito y maravilloso que lleva a la libertad.

Déjame salir (2017)

Chris es un fotógrafo afroamericano que sale con Rose, una chica blanca. Un fin de semana deciden visitar a la adinerada familia de ella. A medida que pasan las horas, una serie de descubrimientos le llevan a desvelar una verdad inimaginable.

Para Chris (Daniel Kaluuya), un joven afroamericano, ha llegado ese delicado momento de conocer a los padres de su novia Rose (Allison Williams), una chica de raza blanca. Para ello, aprovecharán un fin de semana en el campo que, al principio, transcurrirá con algo de nerviosismo por parte de los progenitores. Chris piensa que esto se debe a la relación interracial de su hija, pero a medida que avancen las horas, este joven irá haciendo una serie de descubrimientos, a cual más inquietante, que le revelarán una verdad inimaginable.

Valoración: 6,740.

Déjame salir (2017)

FICHA

Título Original: Get Out.
Director: Jordan Peele.
Guionista: Jordan Peele.
Reparto: Catherine Keener, Stephen Root, Bradley Whitford, Daniel Kaluuya, Allison Williams, Caleb Landry Jones, Betty Gabriel, Marcus Henderson.
Productores: Jason Blum, Edward H. Hamm Jr., Sean McKittrick, Jordan Peele.
Musica: Michael Abels.
Fotografía: Toby Oliver.
Montaje: Gregory Plotkin.
País Participante: Estados Unidos.
Año de Producción: 2017.
Duración: 103 minutos.
Calificación por Edades: No recomendada para menores de 16 años.
Género: Terror, Suspense.
Estreno (España): 19 de mayo de 2017.
DVD (Venta): 4 de octubre de 2017.
Distribuidora (España): Universal Spain.
Espectadores (España): 707.583.
Recaudación (España): 4.224.720,48 €.

Déjame salir (2017)

CRÍTICA

20-05-2017 – JOSU EGUREN

Raíces

Reformulando lo que en origen se articuló como un alegato en pos de la normalización de las relaciones interraciales en los años de luto post Kennedy, “Déjame salir” fuerza una sutil vuelta de tuerca a la premisa de “Adivina quién viene esta noche” (Stanley Kramer, 1967) para enfrentar el espejismo de respeto y multiculturalidad asociado a la era Obama con la realidad de un país en el que la población negra sigue viviendo en un estado de excepción que contrasta con la bonhomía de la Norteamérica liberal (léase Hillary Clinton).

Jordan Peele subraya las contradicciones futuras en el prólogo, pero un autoexamen de conciencia del espectador basta para revelar la incomodidad que producen los gestos de afecto entre una chica blanca y un joven afroamericano en el marco de una reunión familiar donde al extraño se le percibe como un objeto fuera de sitio.

En lo estrictamente cinematográfico, Peele hibrida los conceptos de sátira y apropiación cultural cuando ataca con rigor matemático la puesta en escena de un ‘thriller’ que desmonta estereotipos clásicos del cine de terror como el del ‘magical negro’, un personaje arquetípico fundado en los prejuicios de la audiencia blanca y heterosexual respecto a la otredad que subyace en el ideario sociológico del género.

En su deriva hacia el terror cómico aliñado con notas pulp, “Déjame salir” puede confundirse con una marca blanca de la filmografía de Shyamalan que aligera líneas tan afortunadas como la que da pie al título: la angustia psicológica, y los entramados de una psique transplantable a un cuerpo sin voz y con una conciencia enmudecida tornan en un desenlace brutal que se cierra con un último plano que resume el cómo y el porqué del movimiento Black Lives Matter en un chiste antológico.