El año que mis padres se fueron de vacaciones (2006)

El año que mis padres se fueron de vacaciones (Cao Hamburger, 2.006)

Título original: O ano em Que Meus  Pais Saíram de Férias
Director: Cao Hamburger
Guionistas: Claudio Galperin
Cao Hamburger
Bráulio Mantovani
Anna Muylaert
Intérpretes: Michel Joelsas
Daniela Piepszyk
Germano Haiut
Paulo Autran
Caio Blat
Simone Spoladore
Eduardo Moreira
Productores: Caio Gullane
Fabiano Gullane
Cao Hamburger
Fotografía: Adriano Goldman
Música: Beto Villares
Montaje: Daniel Rezende
Nacionalidad: Brasil
Año: 2.006
Duración: 104 minutos
Edad: Todos los públicos
Género: Drama
Distribuidora: Vértigo Films, S. L.
Estreno: 14-08-2.009
DVD Alquiler: 24-03-2.010
DVD Venta: 19-05-2.010
Página WEB: Ficha completa en IMDb
Ficha completa en FilmAffinity
Web Oficial de la película en España
Web Oficial de la distribuidora en España
Tráiler de la película en YouTube

Calificación:

Crítica: 6,331 Espectadores: 19.762
Vizcaya: 6,554 Recaudación: 113.284,81 €
España: 4,117 Puntos (Popularidad): 0
Rugoleor: 5,335 Ratio de popularidad: 0,00%

Sinopsis:

En 1.970, Brasil y el mundo parecían revolucionados, pero las preocupaciones de Mauro, de 12 años, no tienen nada que ver con el régimen militar que controla el país. Su mayor sueño es ver como Brasil gana por tercera vez el mundial de fútbol. De repente, es arrancado de sus padres y llevado a vivir en una extraña comunidad, Bom Retiro, un distrito de São Paulo, hogar de una gran comunidad judía e italiana entre otras culturas. Una conmovedora historia sobre superar tus límites y sobre la solidaridad.

Como en la Argentina de los años setenta, en Brasil la alegría del fútbol contrastaba con la más dura realidad de la represión política. El protagonista de esta historia, escrita y dirigida por el brasileño Cao Hamburger, es un preadolescente (Michael Jolsas) cuyos padres se van precipitadamente de vacaciones. Por circunstancias, se verá al cuidado del taciturno vecino judío de su abuelo, que le acabará cogiendo cariño.

Crítica:

18.08.2008 – ANTON MERIKAETXEBARRIA

La infancia desvalida

Se estrena con cierto retraso esta discreta película brasileña, cuyo argumento se centra en la vida de un niño, obligado a cuidar de su abuela en el barrio judío del Bom Retiro, en Sao Paulo, separado de sus padres por motivos políticos. Tengamos en cuenta que la película se sitúa en la dictatorial Brasil de los años 70, con todo lo que ello significa de injusticias, de falta de libertades, de brutalidad y terror. Al tiempo, en México tienen lugar los campeonatos del mundo de fútbol, con la selección brasileira como máxima favorita y Pelé de estrella fulgurante, con lo cual “El año que mis padres se fueron de vacaciones” toca todos los palos -melodramáticos, deportivos, de comedia y denuncia sociopolítica-, con más voluntad que acierto.

A partir de ahí, el filme de Cao Hamburger, repleto de buenas intenciones, resulta trillado y muy poco estimulante, donde las imágenes futbolísticas tienen superior importancia. Tampoco las inevitables reflexiones sobre la infancia desvalida suscitan demasiado interés, vista y comprobada la ausencia de agudeza por parte de su máximo responsable a la hora de describir con pelos y señales unos hechos, siquiera en parte, con carácter histórico.

Así pues, la infancia, en general, representada aquí por su pequeño protagonista, en trance de descubrir a la temprana edad de 12 años que la vida es agitada por las tempestades secretas del odio y el amor, ocupa un lugar destacado en el conjunto del relato, al que, sin embargo, le falta garra y le sobra almíbar. Porque el talante del filme es el de un cuento, casi un relato infantil que, sólo en ocasiones deja entrever un drama personal, político y social. Por eso el espectador se encuentra un tanto desorientado, puesto que en el título que hoy nos ocupa es notoria la ausencia de equilibrio y proporción entre sus partes; en efecto, sobran metros dedicados a la peripecia estrictamente deportiva y falta un desarrollo mayor del drama. Por eso la película es desigual y a menudo parece un telefilme para chicos.

Anuncios

Dos hermanos (2010)

Marcos y Susana, dos hermanos que rondan los sesenta, viven en un continuo y cómico enfrentamiento. Sus vidas y sus temperamentos son completamente distintos, pero se ven obligados a afianzar su relación tras la muerte de su madre. Comenzarán así un nuevo periodo de su vida en el que no sabrán estar juntos ni separados.

Tras la muerte de su madre, Marcos (Antonio Gasalla) y Susana (Graciela Borges) se ven obligados a afianzar su relación como hermanos. Él es un orfebre culto y sensible; ella, una mujer demasiado decidida. Saben que tienen personalidades totalmente opuestas y, a pesar de rondar ya los sesenta años, les encanta enfrentarse y discutir como si aún fueran niños. Cuando Susana convence a su hermano de que lo mejor es comprar una casa en un pueblecito uruguayo, los dos van a iniciar una nueva vida marcada por el ‘ni contigo ni sin ti’.

Valoración: 5,249.

Dos hermanos (2010)

FICHA

Título Original: Dos hermanos.
Director: Daniel Burman.
Guionistas: Daniel Burman, Diego Dubcovsky.
Reparto: Antonio Gasalla, Graciela Borges, Elena Lucena, Osmar Núñez, Rita Cortese, Gustavo Jalife.
Productores: Daniel Burman, Diego Dubcovsky.
Música: Nico Cota.
Fotografía: Hugo Colace.
Montaje: Pablo Barbieri Carrera.
País Participante: Argentina.
Año de Producción: 2010.
Duración: 105 minutos.
Calificación por Edades: Apta para todos los públicos.
Género: Comedia, Drama.
Estreno (España): 18 de junio de 2010.
DVD (Venta): 24 de noviembre de 2010.
Distribuidora (España): Alta Films.
Espectadores (España): 26.858.
Recaudación (España): 154.444,94 €.
Popularidad: 41 / 41.

Dos hermanos (2010)

COMENTARIO

Marcos (Antonio Gasalla) y Susana (Graciela Borges), dos hermanos que rondan los sesenta, viven en un continuo y cómico enfrentamiento. Sus vidas y sus temperamentos son completamente distintos, pero se ven obligados a afianzar su relación tras la muerte de su madre. Un nuevo capítulo, este un tanto desangelado, en la saga costumbrista firmada por el argentino Daniel Burman (“El abrazo partido”, “Derecho de familia”), que aquí adapta la novela ‘Villa Laura’ de Diego Dubcovsky. El filme arrasó en la taquilla argentina. (Anuario Fotogramas 2011: Manuel Yáñez Murillo).

Dos hermanos (2010)

CRÍTICA

20-06-2010 – JOSU EGUREN

Huérfanos y acomplejados

Dos nobles de la escena platense, Graciela Borges y Antonio Gasalla, se ponen a las órdenes de Daniel Burman para adaptar la novela ‘Villa Laura’, del productor de cámara del director de “El abrazo partido” (2004). La tragicomedia de Burman, ‘roman à clef’ de un millar de parejas anónimas de la clase media argentina capitalizada por sus intérpretes principales, se aloja en tierra de nadie. Ni es una radiografía potente de la familia mal avenida, obligada a compartir gastos, ni se atreve a traicionar el texto guía de Diego Dubcovsky para abrazar la comedia.

La cámara de Burman, discreta, se limita a listar una serie de encuentros y desencuentros entre dos hermanos, huérfanos, ancianos y acomplejados, aunque el caso de manual de Edipo se expresa con nitidez cuando el guión le propone interpretar un rol secundario en la tragedia de Sófocles. La Electra de Burman sigue siendo una niña, mimada y envejecida, que vive completamente ajena a una realidad que le ha dado la espalda, y su hermano mayor, el saco que encaja todos los golpes de sus proyectos frustrados. Burman propone el reencuentro, previo exorcismo en ‘off’ de sus traumas vitales, pero subraya al pie de cada palabra no dicha con una vehemencia que le permite ahuyentar los fantasmas del monólogo en primer plano.

La caracterización de Gasalla, correcto en su papel de homosexual reprimido por respeto a su madre, abusa de matices que rozan el tópico, pero mantiene el tipo si lo comparamos con la versión menor de ‘Baby Jane’ Hudson a la que tiene que dar vida Graciela Borges. Lástima que la indecisión del director argentino, que cuenta con un material de partida jugoso para escenificar una comedia de doble filo, se vaya escorando hacia el estribor del drama intimista hasta hundirse del todo en un acto final, no por fugaz menos previsible, con el que se esfuman las posibilidades de asistir a una reedición del clásico de Robert Aldrich en clave cómica.

Welcome (2009)

Con la intención de impresionar y volver a conquistar a su esposa, Simón, profesor de natación en la piscina pública de Calais, decide arriesgarse y entrenar en secreto a un joven refugiado kurdo para que atraviese a nado el Canal de la Mancha.

El joven kurdo Bilal (Firat Ayverdi) ha atravesado Oriente Próximo y Europa para reunirse con su novia en Inglaterra, pero cuando le impiden cruzar el Canal de la Mancha, se ve obligado a detener su camino en Francia. Atrapado en la ciudad de Calais, Bilal piensa atravesar el canal a nado, aunque para ello tenga que entrenarse duramente en la piscina municipal. Simon (Vincent Lindon), un profesor de natación a punto de divorciarse, decide proteger al muchacho refugiado para ver si puede sorprender a su mujer y reconquistarla.

Valoración: 7,055.
Continuar leyendo “Welcome (2009)”

Antichrist (2009)

Una pareja sumida en el dolor por la pérdida de su hijo se retira a una cabaña en el bosque con la esperanza de hallar sosiego y recomponer su tambaleante matrimonio. Pero la naturaleza sigue su curso y las cosas irán de mal en peor.

Fotograma: Antichrist (2009)

Después de la dolorosa muerte de su hijo, una pareja (Charlotte Gainsbourg y Willem Dafoe) se retira al bosque para intentar recuperarse del duro golpe y salvar su matrimonio. Allí, se instalan en una cabaña con el nombre de ‘Edén’, una buena forma de empezar de cero en pleno contacto con la naturaleza. Sin embargo, pronto descubren que esa misma naturaleza que parece tan apacible tiene un plan diferente para ellos. Los sucesos aterradores se suceden en aquel remoto lugar, sumiendo a ambos en una situación difícilmente imaginable.

Valoración: 6,367.

Continuar leyendo “Antichrist (2009)”

Pequeños invasores (2009)

Pequeños invasores (John Schultz, 2.009)

Título original: Aliens in the Attic
Director: John Schultz
Guionistas: Mark Burton
  Adam F. Goldberg
Intérpretes: Ashley Tisdale
  Robert Hoffman
  Andy Richter
  Kevin Nealon
  Doris Roberts
  Carter Jenkins
  Austin Robert Butler
  Ashley Boettcher
  Henri Young
  Regan Young
Productor: Barry Josephson
Fotografía: Don Burgess
Música: John Debney
Montaje: John Pace
Nacionalidad: Estados Unidos
  Canadá
Año: 2.009
Duración: 86 minutos
Edad: Todos los públicos
Género: Aventuras, Comedia, Familiar, Fantástica, Ciencia-Ficción
Distribuidora: Hispano Fox Film, S. A.
Estreno: 14-08-2.009
DVD Alquiler:  
DVD Venta: 09-12-2.009
Página WEB: Ficha completa en IMDb
  Web Oficial de la película en España
  Web Oficial de la distribuidora en España
  Tráiler de la película en YouTube

Calificación:

Crítica: 4,754 Espectadores: 667.130
Vizcaya: 5,033 Recaudación: 3.706.598,18 €
España:   Puntos (Popularidad): 0
Rugoleor:   Ratio de popularidad: 0,00%

Sinopsis:

Los Pearson se enfrentan a los alienígenas que "vinieron del desván" en una lucha sin cuartel que decidirá el destino de la Tierra e inaugura las vacaciones de verano en su versión más acabada. Todo empieza cuando una lluvia de meteoritos cruza la negra galaxia a toda velocidad. Cuatro resplandecientes vainas brillan y chisporrotean, ocultas detrás del espectáculo celeste. Una fuerza misteriosa obliga a la lluvia de meteoritos a girar bruscamente a la derecha hacia una bola azul que brilla en la distancia: el planeta Tierra.

Comedia de aventuras infantiles a cargo del especialista John Schultz (“Una pandilla de altura”). Sin llegar a compartir su secreto con los adultos, los pequeños de una familia reunida en su casa de campo deciden combatir con sus propios medios una invasión de pequeños alienígenas que se origina precisamente en su tejado. Con la Ashley Tisdale de “High School Musical” en el reparto, una eficaz muestra del género que incluye guiños clásicos del mismo como “Gremlins” o “E.T., el extraterrestre”.

Crítica:

19.08.2009 – ANTON MERIKAETXEBARRIA

Muñecos infernales

Unen los pérfidos alienígenas que anuncia el título, “Pequeños invasores”, cuyos destrozones comportamientos nos recuerdan en alguna medida a los “Gremlins”, aquellos muñecos infernales que en su día nos regalaron con muy mala uva Steven Spielberg y Joe Dante. Ahora, toda una serie de malévolas criaturas extraterrestres encuentran refugio en el ático del hogar de una familia de regusto inequívocamente americano, dispuestos a incordiar más de la cuenta. Lo cual da paso al típico divertimento infantil, que mezcla imagen real con los dibujos animados. Así pues, los marcianos son guerreros en este nuevo intento por añadir peripecias de todo tipo al poco original punto de partida.

Tened en cuenta que de un tiempo a esta parte muchas películas provenientes de todas las latitudes están protagonizadas por extraños que aparecen de repente, entes con malas influencias que acosan a indefensas familias y a chiquitajos dispuestos a salvar el mundo. El clásico repertorio del cine fantástico o de ciencia ficción que, por desgracia, empieza a convertirse ya en un rutinario ejercicio de suspense básico, cuyo máximo aliciente se limita a innovar en la parafernalia de los dichosos efectos especiales.

A partir de ahí, las dos obsesiones fundamentales del cine americano de la era Obama, la familia y la infancia, se dan cita de alguna manera en “Pequeños invasores”, para mostrar su lado más convencional, por muy disparatada que se pretenda su premisa argumental. En ese sentido, la presencia de un belicoso marcianito a lo Rambo o la transformación de una cascarrabias ancianita en una ágil karateka, son los únicos personajes realmente revulsivos en el adocenado conjunto. Si bien es forzoso reconocer que la complaciente moraleja propia de un cuento tradicional es lo que marca la pauta en el caso que nos ocupa, dado que los elementos mágicos, ajenos a la realidad, son los que cuentan, por encima de la imaginación de los niños protagonistas.